viernes, agosto 31

Coleccionables

viernes, agosto 31
El final del verano no sólo nos trae la vuelta al cole sino que, además, es la época ideal para el lanzamiento de coleccionables por fascículos. Abanicos, barcos, casitas de muñecas, libros, cómics y otras colecciones exclusivas son promocionadas bajo un módico precio para captar la atención de sus clientes potenciales. Pero, ¿Hasta qué punto merece la pena comprar colecciones?

En nuestro caso, confesamos que hemos comprado varias colecciones por fascículos: anime de Ranma ½ en dvd de RBA, anime de Rurouni Kenshin de Salvat, Literatura Fantástica de Planeta deAgostini, Sagas Épicas de Altaya y biblioteca Anne Rice de Planeta deAgostini. Con algunas de estas colecciones estamos más satisfechos que con otras, por ello queremos compartir nuestra experiencia y comentaros las ventajas e inconvenientes de este tipo de productos.

Coste Total. En primer lugar, hemos de ser conscientes que empezar una colección de un número elevado de fascículos supone una inversión considerable, así que no hay que dejarse engañar por los precios tan económicos de sus primeras entregas, ya que son para captar clientes y tratar de engancharlos. Ante tal situación, lo ideal sería calcular el coste total de la colección completa y, de esta forma, valorar si es rentable o no su adquisición.

Exclusividad. En muchas ocasiones podemos encontrar colecciones exclusivas que difícilmente pueden encontrarse en las tiendas y, mucho menos, a un precio tan económico. Sin embargo, este aspecto puede suponer un arma de doble filo ya que, en el caso de los libros, muchas veces nos topamos con entregas que pertenecen a sagas abiertas que nunca podrás completar con la misma edición del coleccionable.

En nuestro caso, tuvimos ese problema con Sagas Épicas, donde pudimos completar la colección con la inclusión de los libros de La Rueda del Tiempo sin que esta saga hubiera terminado, teniendo que comprar los libros restantes en otro formato y directamente en la librería. Precisamente por este motivo, decidimos no empezar un par de colecciones de fantasía y romántica que lanzaron hace algún tiempo, pues contenían series abiertas.

Calidad. La relación calidad precio es otro de los factores a tener en cuenta. Hay colecciones que incluyen piezas especiales o, en el caso de los libros, ediciones exclusivas con tapa dura. Un ejemplo de ello es la colección de Literatura Fantástica, por la que adquirimos libros con una edición de lujo y a muy buen precio.

Fascículos. Una vez suscrito a la colección, puede que algunos de los fascículos no sea de gran interés por el comprador. Concretamente, en el caso de los libros, podemos encontrarnos con sagas menos interesantes o de relleno que acabas adquiriendo por obligación. En nuestro caso, tenemos libros como Interregno de la saga Dragonlance que no nos llamaba especialmente la atención, pero que al venir en el coleccionable no tuvimos más remedio que comprarlo. También existe la posibilidad de no adquirir dichos fascículos en el momento de la suscripción, pero entonces, la colección estaría incompleta.

Ediciones alternativas Otro de los factores a tener en cuenta son las ediciones alternativas que puedan surgir en el mercado de ese producto. Inicialmente, el lanzamiento de una colección puede ser una buena oportunidad de acceder a un producto que, hasta el momento, difícilmente podía encontrarse en tiendas. Sin embargo, cuando este producto suscita cierto interés, el propio mercado actúa tratando de ofrecerte algo mejor. El mejor ejemplo fue el que vivimos con la colección en DVD de Ranma ½ editada por RBA, la cual engullíamos con cada entrega y la recordamos con mucha ilusión. Pese a lo anterior, al poco tiempo, Jonu Media reeditó la serie en un formato más compacto, más fiel a la versión japonesa, y con la opción de ver el anime en japonés subtitulado al castellano.

En contra de lo anterior el resurgir de la literatura vampírica, fomentada por el fenómeno Crepúsculo, propició la edición por parte de Planeta de la colección de libros de Anne Rice y, aunque no tardaron en ser editados a un formato más económico por Ediciones B, no fueron capaces de superar la calidad del formato ofrecido por Planeta.

Como conclusión, nuestra recomendación para aquellos que alberguen dudas sobre adquirir o no una colección, es que lo piensen detenidamente antes de lanzarse a la compra. Se debe de tener en cuenta el desembolso total hasta completar el último fascículo, valorar si todo lo incluido merece la pena y si contiene demasiados artículos prescindibles. En definitiva, la mayoría de colecciones no merecen la pena, pero si en su conjunto resulta tener un contenido exclusivo, económico y de sumo interés para el comprador pues entonces es lógico embarcarse en esa aventura.

De cara a esta nueva temporada,  nos hemos visto tentados a empezar una colección de Literatura Fantástica y Ciencia ficción de RBA, pero al final hemos desistido, principalmente por la economía, pero también porque no conocemos a fondo ninguno de los títulos ni tampoco sabemos con exactitud cuántos fascículos formarán la colección.

Y vosotros ¿qué pensáis de los coleccionables? ¿Alguna vez habéis comprado alguno? ¿Creéis que nadie termina las colecciones y sólo se quedan con los primeros fascículos? ¿Pensáis que son más económicos y exclusivos? ¿Cuáles os gustaría comprar? ¿Los coleccionables ya no están de moda?

11 comentarios:

Pennywise dijo...

Yo solo me hice el coleccionable de S.King hace 13 años ya y como sabeis me hizo un fan absoluto xD El de Lit. Fantastica y de Ciencia Ficcion de RBA pinta bien pero seguro que habrá libros truños de por medio...
Yo uso la web de Cyberdark, pongo en lista de deseos los libros que me interesan y cuando tenga pasta y quiero comprarme alguno voy alli(y a partir de 49 euros los gastos de envio son gratis y con 5% de descuento)

jota-chan dijo...

Nunca me he hecho ningún coleccionable, de pequeño quería hacerme con la de Muzzy, pero el bolsillo no daba mucho en aquella epoca y me quede solo con el primer fasciculo XD

belldandy18 dijo...

Recuerdo que me suscribí a la colección para dibujar manga que sacó creo que Salvat, y ahí está muerta de risa, para qué mentir. Desde entonces, ya me pienso mucho más este tema.

Cuando el año pasado sacaron la de los Highlanders de RBA me animé, pero había muchas sagas que no me interesaban, así que pasé suscribirme. Lo que hice fue ir al kioskero y preguntarle si podía ir trayendo los que quería. Y así fue, de 51 libros originales me quedaba en 19. Todo sin problemas hasta este verano que dejaron de llegar. Haber ahora, en septiembre, que retomen el hilo, pues sólo me faltan 6 libros de los 19 =/

Mary-chan dijo...

En alguna ocasión he tenido la intención de hacerme alguna colección, pero siempre se quedaba en eso. Me compraba el primer fascículo si me interesaba, y porque era barato principalmente, pero nunca la continuaba. Recuerdo especialmente la de Stephen King, una sobre como dibujar manga, y otra sobre dibujo y pintura.

Saludos!

Miya dijo...

Ha sido interesante esta entrada.
Sinceramente a mi nunca me han llamado la atención los coleccionables. Primero pq no sé cuantos numeros abarcarán y segundo por el miedo a que nunca los terminen, así que nunca me he animado.

Riku dijo...

Yo llegué a comprar algunos DVD de Jonu media y de Ranma, pero me quedé en los primeros que eran más baratillos.
Otra que comoncé fue la de Anne Rice, pero me fui dejando algunos por el camino porque se me hacía cuesta arriba tanto dinero, con la esperanza de seguir con ella la próxima vez que la sacaran en quiscos, pero para mi sorpresa no la he vuelto a ver.
Esperoque en esta nueva tanda vuelva a salir, porque la calidad de los libros estaba muy bien y recuerdo que no eran caros.
Un saludo ^^

Ningaka dijo...

Nunca me han llamado especial atención los coleccionables (como tú dices, cuestan mucho dinero y hay que pensárselo). Aún así, alguna vez me he comprado los primeros número (o sólo el primero) por ser más barato y contener algo que me interesaba.
Pero bueno, me ha parecido una entrada muy interesante.
¡Saludos!

Akaxu dijo...

Pienso que algunos sí son exclusivos pero de económicos no tienen nada. Yo solo a veces he comprado el primer fascículo de alguno porque es más barato pero nunca he hecho una colección entera y eso que hay algunas que me encantan pero con el precio que tienen al final paso.

Kyô dijo...

Muy buen artículo. Me considero bastante consumista (al menos en idea) pero generalmente me resisto a comprar fascículos. Muchos me llaman la atención y en muchas ocasiones he caído presa de la "primera entrega". Como ya tengo algo en lo que gastar el poco dinero que tengo (manga y cómcis) pues tampoco puedo permitirme engancharme a un coleccionable.
Si bien es cierto que seguí el de Marvel Heroes de Panini, que por suerte era una colección de cómics de la que podías hacer selección, pues no están numerados. Así, si uno no interesa, puedes saltártelo. El problema es la suscripción, como os pasó con Interregno.
¡Saludos!

Luar dijo...

Nunca me he hecho una colección de este tipo, me he comprado alguna vez el primer fascículo pero no pasaba de ahí (en especial si era algún libro o DVD individual)

Muy buena la entrada e interesante para tenerla en cuenta si se quiere hacer con una colección así =)

Saludos!!!

Gloom dijo...

Tengo entera Ranma 1/2 y me arrepiento un montón de haberla comprado por fascículos =___=

La Estantería de Cho © 2014