martes, febrero 25

Ana la de Avonlea

martes, febrero 25

Libro: Ana la de Avonlea
Título original: Anne of Avonlea
Saga: Serie Ana Shirley (2/8)
Autora: L. M. Montgomery
Ilustradores: José Espinosa y Antonio Cuesta
Género: Narrativa
Editorial: Toromítico (2013)
Año: 1909
ISBN: 978-84-15943-15-0
Nº páginas: 296
Puntuación: 7
Reseña: Ana la de Avonlea es el segundo libro de la saga protagonizada por Ana Shirley, una chica pelirroja con una imaginación desbordante que trae la alegría a Avonlea.

En este libro, Ana tiene dieciséis años y tendrá que compaginar sus estudios para acceder a la universidad con su trabajo como maestra de escuela. Además, Ana es una de las fundadoras de la Sociedad de Fomento de Avonlea, un proyecto que pretende realizar mejoras en el pueblo y la mantendrá ocupada con sus frecuentes reuniones.

Después de haber leído Ana la de Tejas Verdes y quedar prendada con su protagonista tan soñadora, estaba segura de que continuaría con esta saga. No obstante, estaba un poco preocupada por el cambio de etapa en la vida de Ana, ya que en el primer libro la protagonista era una niña y en Ana la de Avonlea una adolescente. Pensaba que, con el cambio de edad, el libro podría tornarse más adulto y perder esa frescura infantil que la caracterizaba. Sin embargo, ese temor se ha desvanecido al completo porque, pese a la edad, Ana continúa siendo tan imaginativa como al principio y, aunque en esta entrega no se mete en tantos líos y no hace tantas travesuras como cuando era niña, sigue siendo una chica divertida y alocada que sueña con príncipes azules, lugares encantados y dríades del bosque.

Una de las características más llamativas del libro es que Ana se convierte en maestra de la escuela a la que asistía cuando era niña. Esta nueva faceta me impactó porque Ana tan solo tiene dieciséis años y en la actualidad sería imposible que se diera esa circunstancia. Además, con el historial de Ana, pensaba que sería muy inmadura para afrontar un trabajo de tanta responsabilidad pero, finalmente, el libro me ha sorprendido por cómo Ana acaba manejando la situación y los momentos tan divertidos que brinda cuando interactúa con los niños.

La educación es uno de los aspectos que más se resalta en este libro pues, además de los métodos tan particulares de Ana en la escuela, la autora también hace continuas referencias sobre cómo educan a los niños. Pienso que la autora critica a aquellos padres que son demasiado estrictos pues, con cierto tono de humor, continuamente hace ahínco en la importancia de una buena alimentación, los buenos modales y el comportamiento. Comparto el mensaje que transmite la autora en este tema de que no por ser más estricto, un niño está mejor educado, aunque también comprendo que en aquella época todo era diferente.

Por otra parte, los vecinos de Avonlea toman mucho protagonismo en este título, ya que a través de Ana conocemos sus diferentes historias. Se nota que este libro está escrito en otra época porque entre los vecinos de Avonlea hay mucha cercanía y todos son grandes conocidos. Me ha encantado involucrarme con sus historias personales, los rumores del pueblo y, en general, el buen ambiente que se respira

En Ana la de Avonlea se introducen nuevos personajes que interactúan con Ana durante toda la historia. Por una parte, el señor Harrison y su loro no me llegaron a causar buena impresión pero, en cambio, he disfrutado de lo lindo con las travesuras de Davy, la frescura de Paul Irving y la enigmática Lavendar. Tanto los nuevos personajes como las conocidas Marilla y Diana han dado mucho juego en este libro y, aunque Ana siempre está presente en cada escena, los grandes protagonistas son los secundarios.

Debido a que en este libro Ana es una adolescente, pensaba que el amor sería una de las tramas centrales, pues además en Ana la de Tejas Verdes se deja entrever una posible relación con Gilbert. En cambio, Ana se centra en sus labores como maestra y se desentiende del amor. Gilbert no aparece tanto en la historia como me habría gustado y, además, me ha defraudado que no se diera rienda suelta a ese romance. Quizá en el siguiente libro se resuelva este asunto, pero sigo pensando que hubiera sido muy positivo que Ana despertara sus sentimientos por Gilbert.

En cuanto a la narrativa, L.M. Montgomery continúa utilizando al narrador omnisciente para relatarnos las aventuras de Ana mediante el uso de descripciones detallistas y diálogos extensos. Se trata de un libro con florituras a la hora de describir los paisajes, los atuendos e incluso la comida. No obstante, dichas puntualizaciones son tan delicadas que son muy fáciles de digerir.

En definitiva, Ana la de Avonlea es un libro encantador por la belleza de sus descripciones, su candorosa e imaginativa protagonista y la calidez que ofrece un pueblo tan humilde y sencillo como Avonlea.

Otras reseñas relacionadas:
- Ana, la de Avonlea
- Ana, la de la Isla (Mayo 2014)
- Ana, la de Álamos Ventosos
- Ana y la casa de sus sueños
- Ana, la de Ingleside
- El valle del Arco Iris
- Rilla, la de Ingleside

9 comentarios:

MeriiXún dijo...

Hola^^
Me encanta esta saga! Esperaré a que este cerca la salida del tercero para así leerlos más seguidos.
Besos

Buffy dijo...

De los 4 que llevo leídos de la saga este es el que menos me ha gustado. La historia de Paul Irving y demás me cansa un poco.
Aún así, Ana es genial.
Un saludo

Marilì acosta dijo...

Nunca la he leido, pero si q la recuerdo con cariño por la serie de mi infancia

Un besito

Dess dijo...

Tengo que ponerme con el primero todavía xD pero espero hacerlo pronto:)
Un beso guapi!

Oly dijo...

Ana la de Tejas Verdes me gustó mucho, pero tenía el mismo miedo que tú... que éste perdiera la frescura de la protagonista al hacerse más mayor. Por lo que dices no es el caso, pero sigo un poco reticente teniendo en cuenta que con cada libro irá envejeciendo. No sé si prefiero quedarme con el recuerdo de la niña parlanchina que llega por primera vez a Tejas Verdes.
Muchas gracias por la reseña ;) La tendré en cuenta
Un abrazo

Nocturna dijo...

Hola guapa!!
Esta saga no me llama pero gracias por tu reseña cielo, besotes ;)

Alyena dijo...

hola wapa

tengo mucha curiosidad por esta serie. Cuando era peque veia los dibus y me encantada. espero poder leer los libros.

besotes

Pinkiland dijo...

Joder que portadas más feas, lo siento, eh, pero son feas con ganas....
Menos mal que los compré en la edición anterior, del año de la maria castaña, y no es que estén leídos, están manoseados, y es que soy fan de Ana.
Saludos!

Gloom dijo...

Justamente ayer en una librería me quedé embelesada mirándolo >_<

La Estantería de Cho © 2014